Disparo accidental, el rastro que deja la caza

Fuente: Faro de Vigo

 

treinta-anos

La aseguradora Mutuasport cifra en 44 muertos y 2.585 heridos los que deja la caza cada año. El disparo fortuito y el rebote de las balas dejan un rastro de incidentes que reabre el debate sobre la idoneidad de las medidas de seguridad en la actividad.

Las federaciones de caza subrayan que el porcentaje de accidentes con respecto a otras actividades es bajo solo en un fin de semana ya fallecieron cuatro cazadores, uno de ellos por suicidio después de disparar a un compañero.

Agilidad de movimientos, buena visión y pulso firme conforman las características principales que debería tener todo cazador, junto con una buena formación en seguridad a través de diferentes cursos.

La problemática empieza con el escaso relevo generacional que convierte a la caza en una actividad en peligro de extinción provocando que la media de edad del batidor se eleve. A los veteranos les falta físico y a los más jóvenes experiencia, así teniendo en cuenta los requirimientos físicos que debería tener el cazador, ¿sería fundamental cambiar la normativa y establecer un límite de edad máximo para la práctica?¿Es riguroso el examen psicotécnico en la renovación de las licencias?

Una buena señalización de las cacerías y la adecuada coordinación de movimientos son también fundamentales en la prevención de los accidentes. Pero al margen de las recomendaciones durante la práctica, los ecologistas evidencian que las paradas habituales en los bares de las cuadrillas tampoco favorecen que los cazadores se mantengan en guardia y con los cinco sentidos durante la jornada.

Cuando un cazador alcanza a un compañero la consternación y la angustia se apodera de toda la cuadrilla pero especialmente del que apretó el gatillo llegando en algunos caso, como ocurrió en Tineo, al suicidio del tirador tras el accidente. Independientemente de la motivación de cada batidor, ¿son realmente conscientes de los riesgos a los que se enfrentan cuando salen al monte o los interrogantes solo aparecen después de que ocurre el incidente? En cualquier caso, una retirada a tiempo es siempre una victoria.

  1. Un excelente texto. Soy hija de un cazador y se lo que es el miedo a que pase una desgracia. En mi opinión creo que debería tanto edad mínima para poder usar armas a edad máxima para cazar, ya que no cuentan con todas las cualidades para no poner en peligro au vida o la de los otros.

  2. La verdad es que corres riesgos pero que deporte no tiene su riesgo. y por lo general cuando se produce un accidente cazando es porque el disparo viene de rebote, si cada cazador esta en su posición por norma general no tendría que haber accidentes.

Dejar una contestacion