Un clásico lleno de dudas

EFE
EFE

Alexis-celebra-gol-Clasico-Madrid

La victoria del Barcelona sobre el Real Madrid (2-1) en el clásico del pasado sábado ha dejado a los dos equipos con más dudas que certezas. El equipo catalán se llevó el triunfo pero lejos de su juego brillante de otros años, incluso encerrado atrás durante media hora en el segundo tiempo justo cuando el Madrid empezó a carburar y a entrar en el partido.

Es difícil de entender por qué el entrenador madridista, Carlo Ancelotti, alineó un once tan desconcertante, con Sergio Ramos de medio centro, que anduvo perdido y desubicado todo el partido en detrimento de Illarramendi, que cuando entró al campo dio la cordura y el orden que necesitaba el equipo. También desconcertó la decisión de poner a Bale de delantero centro, un jugador que sigue falto de forma, que necesita hacer su propia pretemporada para comenzar a carburar. Cuando salió Benzema la sensación de peligro en el área rival fue más real que nunca.

En este desbarajuste madridista, el Barça no fue capaz de aprovecharlo, se dedicó a controlar la posesión del balón sin apenas crear ocasiones de gol. El tanto de Neymar fue una jugada aislada, que acabó en un rebote y de ahí a la portería de Diego López. Ambos equipos completaron una primera parte para olvidar, demasiado táctica, preocupados por el contrario.

La segunda mitad ya fue otra cosa, sobre todo cuando el Madrid cambió a Ramos y Bale y dio entrada a Illarramendi y Benzema. Parecía que había partido, un equipo que quería arreglar el desastre del principio y otro que vio que iba a tener que sudar para ganar, y que tendría que aparecer Valdés en varias ocasiones para conseguirlo. Cristiano Ronaldo se quejó de un penalty bastante claro que no vio el árbitro y Cesc a su vez de otro que pasó mucho más desapercibido. En cualquier caso, los jugadores del Madrid no deberían centrarse en la actuación del colegiado, sino en la de su entrenador, que no estuvo a la altura de un partido grande.

http://www.tres24.com/el-clasico-deja-obras-de-arte/

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion